Cup: La 200 llegó en Darlington - Oval Zone
Actualidad

Opinión

Germán Quiroga

Rodrigo Marbán

Ander Vilariño

Tyson Ibarra

14 may. 2012

Cup: La 200 llegó en Darlington

11:48h.
DARLINGTON, S.C. -- ¡Finalmente! Luego de meses de frustraciones, Jimmie Johnson le dio a Rick Hendrick su victoria 200 dentro de la Copa Sprint, al escaparse del resto del pelotón en un final de banderas verde-blanca-a cuadros que hizo que las Bojangles' Southern 500 se extendieran una vuelta más de lo previsto.

En la noche del sábado en Darlington, Johnson quebró su propia racha de 16 carreras sin ganar, una sequía de proporciones épicas para el quíntuple campeón. Fue su 56to. triunfo, rompiendo el empate por el octavo lugar con Rusty Wallace en el historial general.

Denny Hamlin terminó segundo, seguido por Tony Stewart, Kyle Busch y Martin Truex Jr.

Johnson ganó la carrera 199 para Hendrick, derrotando a Kasey Kahne en el evento de la Caza del 9 de octubre del año pasado en el Kansas Speedway. En los meses siguientes, la organización ha estado tentadoramente cerca de la N° 200 -- sobre todo en Martinsville, donde los pilotos de Hendrick ocupaban los tres primeros lugares antes de la última neutralización.

El sábado a la noche, al ganar por tercera vez en la Lady in Black, Johnson finalmente dejó atrás la búsqueda de la victoria 200. Después de entrar al pit por última vez en la vuelta 299 de 368, sin embargo, Johnson tuvo que ahorrar combustible para poder llevarse la bandera a cuadros.

Las 56 victorias de Johnson fueron bajo la marca de Hendrick.

"Tienes que amar esto", le dijo Johnson al propietario de su auto durante una celebración en el Círculo de la Victoria. "Él dijo, 'Doscientas son geniales, pero vayamos por las 250'. Así que eso te dice dónde tiene la cabeza. Lo amo. ¡Oh, amigo, qué día!"

En las vueltas finales, teniendo que finalizar con ahorro, Hendrick se fue del pit box y empezó a caminar de un lado para el otro del pit road.

"Tenía que alejarme", dijo Hendrick. "Decían que lo íbamos a lograr [con poco combustible], pero no les creo, ¿sabes? En el pasado nos ha pasado de todo. Hemos corrido muy bien este año y tuvimos mucha mala suerte...

"Estoy perplejo, pero me enorgullece que haya terminado. Creo que ahora ganaremos algunas más".

Matt Kenseth finalizó sexto, y acortó a dos puntos la desventaja respecto al líder de la serie, su compañero de equipo en Roush Fenway Racing Greg Biffle, que terminó 12°.

Dale Earnhardt Jr. se mantuvo tercero en la tabla, 14 puntos atrás, después de un resultado de 17° puesto. Hamlin está cuarto, 17 puntos atrás.

Stewart, que también es propietario de autos, elogió mucho a Hendrick, quien obtuvo su primera victoria con un presupuesto bajísimo, cuando Geoff Bodine ganó el evento del 29 de abril de 1984 en Martinsville.

"Creo que es fenomenal, especialmente cuando la competición aquí es cada vez más y más dura", dijo Stewart, quien perdió la segunda colocación a manos de Hamlin cuando su auto perdió temporalmente presión en el combustible antes de la última relargada. "Ganar estas carreras es cada vez más difícil.

"Especialmente que eso pase en las Southern 500 -- es una carrera histórica. Es un hito genial".

El co-propietario de Stewart-Haas Racing, que recibe motores, chasis y apoyo técnico de Hendrick Motorsports, persiguió a Johnson en la última parte de la carrera antes de la última detención, pero el Chevrolet de Johnson simplemente estaba demasiado sólido.

"Estaba tratando de posponerla [la N° 200] por otra semana cuando intentaba alcanzar a Jimmie, pero no pude hacerlo", dijo el campeón defensor de la Copa. "En cuanto más me acercaba, más duro era. Fue una de las mejores carreras que hicimos, pero aun así no fue suficiente.

"Le sobraba auto. Sólo intentaba ahorrar combustible. Ganaron de manera dominante. No quieres ganar una 200° de suerte. Ellos dominaron y la lograron de la forma que debían".

Stewart también tiene el auto N° 10 de Danica Patrick, que largó 38° y llegó 31°, seis vueltas atrás, en su debut en la Copa en Darlington. La noche anterior, Patrick llegó 12° en su primera carrera en la serie Nationwide en la pista de 1.366 milla.

"Hizo buenos tiempos de vuelta [el sábado a la noche]", dijo Stewart. "Hubo un período en la carrera en el que se balanceó mejor -- dijeron que estuvo a una décima de segundo de los líderes en ese momento de la carrera. Así que estoy muy, muy orgulloso de ella".

Johnson, que fue el piloto con más vueltas lideradas en la carrera con 134, mantenía una distancia de 8/10 de segundo y se mantenía ahorrando combustible cuando Kurt Busch golpeó la pared en el giro 361. Ryan Newman quiso esquivarlo pero entró en trompo tocado por Aric Almirola. La bandera amarilla ondeó por octava vez y marcó que el final sería un sprint de dos vueltas.

Después de la carrera, Newman estacionó su Chevy cerca del de Busch e intercambió unas palabras con el campeón de 2004. Varios miembros del equipo de Newman trataron de confrontar con sus colegas del equipo de Busch y con el piloto mismo, pero oficiales de NASCAR los frenaron.

Los resentimientos nacieron después de un choque, cuando Busch llevó su auto al pit road para reparaciones.

"Los chicos del N° 39 [de Newman] estaban enojados porque Kurt se metió en nuestro puesto de pit, y no sé si ellos seguían trabajando", dijo Nick Harrison, jefe de equipo de Busch. "Sus encargados del combustible aparecieron enojados, y querían pelear con Kurt".

"Es una locura, es el pit road", dijo Tony Gibson, jefe de equipo de Newman. "Pasan cosas, y las emociones de todos se eleven. Fue una noche caliente. Todos se calman y hablan acerca de eso. Estamos todos bien. No podemos controlar a los pilotos. No tengo nada en contra del equipo -- contra ninguno de esos chicos. No hicieron nada malo".

La carrera fue anormal. En una pista que es conocida por su acción salvaje, las Southern 500 de este año se corrieron sin neutralizaciones por las primeras 172 vueltas, a través de las cuales hubo tres ciclos de detenciones bajo bandera verde.

En el momento que NASCAR impuso la primera neutralización, por suciedad en la curva 2, el Chevrolet Nro. 48 de Johnson había emergido como el auto dominante, con una diferencia de más de cinco segundos sobre Kyle Busch, cuando la bandera amarilla fue mostrada al fin.

- NASCAR Wire Service

Si te gustó esto ¿nos regalas un "me gusta"?

Etiquetas: , , , , ,











 
Copyright © 2009-2016 . Oval Zone ® . Todos los derechos reservados.