Un paso atrás, ¿dos hacia adelante? - Oval Zone
Actualidad

Opinión

Germán Quiroga

Rodrigo Marbán

Ander Vilariño

Tyson Ibarra

8 nov. 2012

Un paso atrás, ¿dos hacia adelante?

15:04h.
Hay un refrán bastante conocido que se utiliza en la lengua castellana. Es el que da el título a este artículo: "a veces hay que dar un paso atrás para saltar dos hacia adelante". Normalmente, a la gente le cuesta dar este paso hacia atrás, porque en general significa volver a hacer una tarea que ya se ha realizado y, por tanto, superado. Y no todas las personas aceptan de la misma manera ir hacia atrás, aunque eso pueda significar un avance más grande en el futuro.

Este es un fenómeno que también ocurre en el automovilismo. De hecho, en NASCAR, como en cualquier otra categoría que se precie hay un problema, que es del overbooking: no hay espacio para  todos, aunque corran 43 coches en cada carrera. No todos los pilotos que tienen un asiento regular aceptan conducir un coche inferior, u otro de start and park. Últimamente, el nivel de la Nationwide Series ha subido, y es por eso que más de un piloto que no encuentra asiento en la Sprint Cup ha decidido dar un paso atrás.

A finales de octubre, Regan Smith anunció que conduciría en Nationwide a tiempo completo en 2013. Smith será piloto del equipo de Dale Earnhardt Jr., a quien sustituyó en dos carreras de la Sprint Cup y ocupará el lugar de la popular y controvertida Danica Patrick, que subirá a la Sprint Cup, ocupando el tercer coche del equipo Stewart-Haas. Después de un año difícil en Furniture Row Racing (tres top-10), Smith fue contratado por Hendrick Motorsports para correr en Charlotte y en Kansas en lugar del lesionado Earnhardt.

Pero tras ese breve periodo, el piloto de Nueva York se ha quedado sin asiento por culpa de un baile de pilotos: Smith fue despedido de Furniture Row (su equipo desde 2009). Kurt Busch le sustituiría en las últimas carreras, como preparación para su temporada con el equipo en 2013; mientras que AJ Allmendinger (readmitido por NASCAR) entró en el lugar de Busch en Phoenix Racing. Smith correrá las dos últimas carreras (Phoenix y Homestead) con Phoenix Racing, en sustitución de Allmendinger, antes de dar el salto a Nationwide, donde corrió por última vez en 2007.

Ayer, se conoció otra noticia de este calibre: Brian Vickers, actualmente embarcado en un programa parcial con el equipo de Michael Waltrip en la Sprint Cup Series, ha anunciado que compaginará su programa de Sprint con otro en Nationwide. Vickers correrá para Joe Gibbs Racing y su firma significa también una buena cantidad de patrocinio. Dollar General le patrocinará durante toda la temporada, y también regresará como sponsor en la Sprint Cup, donde patrocinará a Matt Kenseth en la mitad de las carreras.

La elección de Vickers parece ser la acertada: campeón de Nationwide en 2003, vuelve a la categoría que le dio popularidad y le catapultó dentro de la NASCAR. Además, competirá con el equipo de Joe Gibbs, uno de los más potentes de los últimos años (no hay más que ver las ocho victorias de Joey Logano esta temporada). Y puede ayudar a evolucionar a Toyota, ya que correrá con sus dos equipos principales (además de prepararse las carreras de Sprint Cup en las que correrá compitiendo en Nationwide).

Regan Smith y Brian Vickers son dos de los rostros conocidos que se lanzan a la piscina en busca del éxito que, por ahora, les ha sido negado en la Sprint Cup Series. Pero no han sido los primeros en dar este paso. Elliott Sadler y Sam Hornish Jr. hicieron este paso y por ahora les ha salido bastante bien: Sadler, que llegó a competir en el Chase, fue subcampeón en 2011 y está luchando por el título de nuevo este año. Por su parte, Hornish Jr., que llegó a NASCAR con tres títulos de IndyCar bajo el brazo, no tuvo éxito en la Sprint Cup con el equipo de Roger Penske. Y fue a Nationwide, donde ganó una carrera en 2011; ahora mismo es cuarto, aunque sin opciones para ganar el título.

También hay pilotos veteranos como Mike Bliss o Joe Nemechek que utilizan la Nationwide Series como categoría para seguir compitiendo cada domingo, ya que no encuentran asiento en la Sprint o corren en equipos con coches start and park. Por lo tanto, son pilotos que no quieren retirarse y quieren competir un poco más que los 10 minutos que les lleva hacer su carrera de Sprint Cup.

Más de un piloto ha vuelto atrás y no se ha arrepentido del camino realizado: Elliott Sadler está negociando su vuelta a la Sprint Cup de cara a 2013, mientras que Sam Hornish Jr. ha ocupado el segundo asiento de Penske durante la mitad de la temporada, sustituyendo al sancionado AJ Allmendinger. Veremos también si Allmendinger u otros pilotos que no tienen el volante asegurado siguen los pasos que Regan Smith y Brian Vickers tomarán la próxima temporada.

Si te gustó esto ¿nos regalas un "me gusta"?

Etiquetas: , , , ,











 
Copyright © 2009-2016 . Oval Zone ® . Todos los derechos reservados.