Brendan Gaughan, la irregularidad hecha piloto - Oval Zone
Actualidad

Opinión

Germán Quiroga

Rodrigo Marbán

Ander Vilariño

Tyson Ibarra

1 ago. 2013

Brendan Gaughan, la irregularidad hecha piloto

12:02h.
Brendan Gaughan Cuando un piloto asciende en el stock car estadounidense la ruta está marcada. Se suele empezar en la pista del barrio o de la ciudad más cercana. La ascensión continúa por pequeños campeonatos de Sprint Car, dirt track y demás hasta llegar a ARCA. De ahí a la Truck Series hay un paso. Pero no siempre es fácil mantenerse en la misma ruta. Hace un tiempo explicamos lo difícil que es mantenerse en la Sprint Cup, sobre todo por culpa de la competencia que existe en la categoría superior de NASCAR. El piloto del que hablaremos es uno de los más singulares de todo NASCAR, ya que le ha visto las miserias y las virtudes y lo ha vivido todo en primera persona (aunque no es de los más veteranos).

Brendan Gaughan no nació pobre. Es de Las Vegas, hijo de Michael (encargado de la sección de juego del aeropuerto de la ciudad) y nieto de Jackie (propietario de varios casinos, entre ellos el famoso "El Cortez"). Nacido en 1975, mezcló su juventud entre el volante y el pabellón, ya que jugó a baloncesto y llegó a conocer a Allen Iverson. Empezó a participar en carreras con 16 años, en el campeonato SNORE, un campeonato de off-road del estado de Nevada. Gaughan impresionó desde el principio, ya que fue campeón de la Clase 10 en 1991, 1992 y 1993. Al año siguiente jugó al fútbol americano en la Universidad de Georgetown y se convirtió en el pateador del equipo, además de continuar con el baloncesto.

Desde 1995 se dedicó completamente al automovilismo. Se pasó a SODA, un campeonato off-road de nivel nacional, donde se proclamó campeón de la Clase 8 en su debut y siguió ascendiendo hasta que en 1998 cambió de campeonato y se marchó a CORR, fundado por el comentarista de ESPN Marty Reid. Allí, fue tercero en la categoría Pro-2. Sus mayores éxitos en off-road llegaron en el circuito de Crandon (Wisconsin), donde ganó tres carreras consecutivas, una de ellas en duelo con el actual pentacampeón de la Sprint Cup Series, Jimmie Johnson.

Su debut en NASCAR se produjo en 1997, fue vigesimocuarto en la carrera de la Truck Series celebrada en Las Vegas. Mientras seguía en el CORR, corrió dos carreras de la Truck Series y cinco de la Winston West Series (actual K&N Pro West Series) en 1998, hasta pasarse a esta categoría en 1999. En su primera temporada completa acabó decimotercero, con tres top-5 como mejor resultado. El bienio 2000-2001 fue inmejorable porque Gaughan hizo el doblete, con dos victorias el primer año y seis en el segundo. También consiguió dos top-5 en Trucks y debutar en Nationwide, en Fontana, donde fue antepenúltimo.

Ya en 2002, Brendan Gaughan empezó su periplo a tiempo completo en la Truck Series en el equipo South Point Racing, montado por su padre Michael y con el que ganó los dos títulos de la Winston West Series. El piloto de Las Vegas destacó a las primeras de cambio, ya que ganó las dos carreras de Texas y fue undécimo en la clasificación general, además de ser el mejor rookie. 2003 pudo ser el año dorado pero se quedó en la gran frustración. Gaughan ganó seis carreras y entró en la última cita, en Homestead-Miami, como líder del campeonato. Pero en una carrera marcada por la polémica, quedó fuera de combate tras ser arrollado por Marty Houston, invitado para la ocasión y compañero de Ted Musgrave, uno de los rivales de Gaughan en la lucha por el título; un título que se llevó Travis Kvapil tras una penalización posterior a Musgrave.

A pesar de la decepción subió a la Sprint Cup Series en 2004, donde corrió para el equipo Penske-Jasper. Acabó vigésimo octavo, en una temporada discreta, con un cuarto puesto en Talladega como mejor resultado. Volvió a la Truck Series, sin destacar en exceso en cuatro años en los que el mundo se movió y Brendan Gaughan no. No ganó carrera alguna entre 2005 y 2008, periodo en el que no cambió de categoría pero sí de equipo: South Point Racing (conocido como Orleans Racing en sus últimos tiempos) desapareció en 2007, sin llegar a un acuerdo para fusionarse con otro equipo. Gaughan y algunos miembros de su equipo se fueron a Circle Bar Racing. Su mejor temporada dentro del tumulto fue 2007, undécimo.

Tras unas temporadas de frustraciones, Brendan Gaughan cambió de tercio y se fue a Nationwide, una categoría donde corrió una carrera en 2001 y que no había tocado desde entonces. Permaneció durante dos años en el equipo de Rusty Wallace y las cosas mejoraron. Noveno en 2009 y undécimo en 2010, con varios top-10 e incluso una pole position pero sin victorias. Volvió a la Truck Series en 2011, siendo duodécimo como piloto de Germain Racing. Y en 2012 hizo un programa parcial, disputando 22 carreras entre las tres categorías nacionales (ocho en Trucks, diez en Nationwide y cuatro en Sprint).

En 2013 regresa a la Truck Series, en esta ocasión con el equipo de Richard Childress. El mejor material de Childress le proporciona los mejores resultados desde 2003 y Gaughan responde con cinco top-5 consecutivos, llegando a ser segundo del campeonato tras Matt Crafton. En mitad del campeonato, es octavo con seis top-5 y no está lejos de una posible lucha por el título.

En octubre se cumplirán diez años de su última victoria en NASCAR, obtenida en Texas. Pero al menos, tras una década en la oscuridad, Brendan Gaughan ve un poco la luz y la recompensa al trabajo bien hecho. Veremos si Gaughan puede seguir con la racha y luchar por el título (o mantener el nivel en los próximos años) o si por el contrario se trata de una pequeña dosis de aire en medio del desierto.

Si te gustó esto ¿nos regalas un "me gusta"?

Etiquetas: , ,











 
Copyright © 2009-2016 . Oval Zone ® . Todos los derechos reservados.