Bill Elliott y Wendell Scott encabezan la Clase 2015 del Salón de la Fama de la NASCAR - Oval Zone
Actualidad

Opinión

Germán Quiroga

Rodrigo Marbán

Ander Vilariño

Tyson Ibarra

22 may. 2014

Bill Elliott y Wendell Scott encabezan la Clase 2015 del Salón de la Fama de la NASCAR

17:42h.
El Salón de la Fama de la NASCAR ya tiene 5 nuevos miembros

El piloto más popular de la NASCAR y un competidor que se enfrentó a los más difíciles obstáculos sólo para llegar a la pista de carreras, encabezaron este miércoles a los elegidos de la Clase 2015 del Salón de la Fama de la NASCAR.


Bill Elliott fue el más votado en la sexta clase del Salón de la Fama de la NASCAR, con 87% de los votos del comité de conformado por 53 miembros y en la mayoría de los votos de los aficionados, los cuales en conjunto cuentan como el voto 54.


Wendell Scott, el primer piloto afroamericano que compitió a tiempo completo en la división principal de la NASCAR, y el único afroamericano en ganar una carrera en esta categoría, fue elegido con 58% de los votos para el Salón de la Fama de la NASCAR.


Elliott y Scott se encuentran acompañados entre los elegidos por los campeones de la NASCAR Joe Weatherly (53%) y Rex White (43%) y por el ganador prolífico Fred Lorenzen (30%).


La Clase 2015 será presentada en el Salón de la Fama de la NASCAR el 30 de enero del próximo año.


Anne B. France, esposa de Bill France padre, fundador de la NASCAR y miembro del Salón de la Fama, fue seleccionada por los votantes para recibir el Premio Landmark por sus sobresalientes contribuciones a la NASCAR. El rol de Anne B. France en la parte financiera de la organización, donde se desempeñó como la primera secretaria y tesorera de la NASCAR, fue crucial para el crecimiento de este deporte.


Lo repentino del anuncio de su selección tomó a Elliott por sorpresa:



“Nunca imaginé que estaría en el Salón de la Fama de la NASCAR, especialmente tratándose de un pequeño niño pelirrojo de Dawsonville, Georgia”, dijo Elliott, ganador de 44 carreras y el título de la máxima categoría de la NASCAR en 1988. “Me sorprendió, más que a nadie supongo, pero muy feliz, no sólo para mí si no también para (sus hermanos) Earnie, Dan, muchos de los chicos que trabajaron duro en mi equipo a lo largo de los años”.

“He logrado mucho y he sido bendecido con lo que he hecho y estoy muy feliz de estar aquí”.

Scott logró un total de 147 finales en el Top 10 en 495 participaciones dentro del más alto nivel de la NASCAR tras acumular más de 100 victorias en pistas locales. Aunque el récord competitivo de Scott no se iguala al de Elliott, los obstáculos que superó y la contribución que hizo a las carreras de autos son inestimables.


Para aquellos que pudieron haber cuestionado las credenciales de Scott, su hija Sandra Scott, tuvo la respuesta.



“Los reto a mirar a los otros hechos y las otras clasificaciones y los progresos que hizo, y el hecho de que era una época diferente”, dijo Sandra Scott. “El clima era muy diferente. Con lo que ha sucedido hoy, nadie más volverá a tener que operar y luchar bajo ese clima en particular”.

“Estoy agradecida con quienes tomaron la decisión final y abrieron sus mentes e investigaron y tal vez algunos de ellos que abrieron sus corazones”.

White, campeón de la máxima categoría de la NASCAR en 1960, fue especialista en las pistas cortas, ganando 26 de sus 28 carreras en pistas de una milla o menos de longitud. Conduciendo su propio auto en la temporada que conquistó, White logró seis victorias y 35 finales en el Top 10 en 40 carreras.


Sin embargo, White se mostró sorprendido acerca de su elección para el Salón de la Fama de la NASCAR.



“No creí que vencería a los otros que estaban nominados este año”, dijo White. “Con las esperanzas… pero de todas maneras lo logré”.

Eso no significa que White se sentía indigno:



“Yo pensaba que con el tiempo entraría al Salón de la Fama. Muy buenas estadísticas, si eso significa algo. Si me hubiesen pasado por alto y no me hubiesen escogido, creo que hubiese sido una especie de injusticia, si no hubiese entrado del todo. Un campeón de la NASCAR debería de estar en el Salón de la Fama”

Weatherly ganó los títulos de 1962 y 1963. Su primer campeonato lo obtuvo al volante de los autos del legendario propietario Bud Moore, también miembro del Salón de la Fama de la NASCAR. Weatherly ganó el campeonato de 1963 conduciendo para nueve propietarios diferentes.


Weatherly, quien ganó 25 carreras en el más alto nivel de la NASCAR, se estrelló en Riverside, California, durante la quinta carrera de la temporada de 1964, sufriendo lesiones en la cabeza.


Lorenzen nunca llegó a correr como piloto de tiempo completo en la división principal de la NASCAR, pero el piloto de Elmhurst, Illinois, disfrutó dos de las temporadas más espectaculares en la historia del deporte. En 29 inicios en el año 1963, Lorenzen consiguió ganar en seis ocasiones y consiguió 21 finales en el Top 5 en 29 carreras, culminando en la tercera posición de la Clasificación de Pilotos a pesar de que no pudo competir en 26 de los 55 eventos.


En 1964, Lorenzen ganó ocho de las 16 carreras en las que participó. En total, Lorenzen ganó en 26 de sus 158 inicios.


Por primera vez desde que el Salón de la Fama de la NASCAR fue establecido, los cinco escogidos tienen el perfil de pilotos.



“Creo que esa es la manera en la que funcionó en esta ocasión”, dijo Mike Helton, Presidente de la NASCAR. “Wendell Scott estuvo cerca en el pasado y ciertamente ha sido alguien sobre el que se ha hablado mucho. Joe Weatherly, Rex White y Fred Lorenzen, estos chicos ciertamente pusieron un gran sello en el deporte en sus primeros día. Y luego Bill Elliott marcó para su era la construcción del deporte”.

Siguiendo a los cinco seleccionados para el Salón de la Fama de la NASCAR, los tres más votados fueron Jerry Cook, Robert Yates y Benny Parsons



Si te gustó esto ¿nos regalas un "me gusta"?

Etiquetas: ,











 
Copyright © 2009-2016 . Oval Zone ® . Todos los derechos reservados.