Germán Quiroga, víctima de su compañero en Texas - Oval Zone
Actualidad

Opinión

Germán Quiroga

Rodrigo Marbán

Ander Vilariño

Tyson Ibarra

1 nov. 2014

Germán Quiroga, víctima de su compañero en Texas

13:15h.

La WinStar World Casino & Resort 350, vigésima prueba del calendario 2014 de la NASCAR Camping World Truck Series resultó de nuevo el escaparate perfecto para comprobar que Germán Quiroga, piloto de OtterBox / NET10 Wireless / Toyota Racing, es uno de los pilotos más rápidos y a tener en cuenta de la categoría, pese a terminar en el décimo séptimo lugar tras un incidente en la última vuelta con su compañero de equipo, cuando estaba situado en el segundo lugar de la competencia.


Support your favorite driver in 2014 Chase for the Cup gear from Store.NASCAR.com



“Me siento bien, ya que una vez más demostré que estamos cerca de lograr la victoria, que luchamos sin darnos por vencidos, aún cuando no las teníamos todas con nosotros”

El piloto de Red Horse Racing llegaba a la carrera del Lone Star State tras haber conseguido una muy buena adaptación a la pista y a su camioneta, que se mostró muy rápida; en las prácticas siempre estuvo en el top-10, marcando tiempos muy cercanos a los primeros lugares, pero en calificación no conseguía hacer una buena vuelta en la segunda etapa, marcando 30.086 segundos, que lo colocaban en el décimo quinto sitio y le impedía un mejor puesto de salida, algo que no preocupaba en exceso a Quiroga, que tenía una gran camioneta, lista para ser muy efectiva en las tandas largas.



“No pudimos poner una buena vuelta en la segunda etapa de calificación, pero confiamos que teníamos una buena camioneta para la carrera”

La justa de Texas comenzaba con un Germán Quiroga que no tenía prisa, haciendo valer su experiencia, sabedor de que las carreras no se ganan en las primeras vueltas; poco a poco, con paciencia y un gran manejo iba ganando lugares, adaptándose a las condiciones de carrera y a una pista que siempre ha tenido muy por la mano.



“Es una pista que me gusta mucho y en la cual siempre hemos tenido buena velocidad, esta carrera no fue la excepción y hacia el final de la misma estábamos colocados en muy buen lugar”

Corría la vuelta 23 cuando un accidente fue aprovechado por el tricampeón de las NASCAR México para ingresar a pits para llenar el tanque de combustible y cambiar las llantas; al reingresar a la pista, reportó a su ingeniero problemas en la #77, que le quitó importancia porque en nada afectaban a la velocidad; pero pasando los giros, los problemas aumentaban y el piloto mexicano tuvo que entrar de nuevo a pits, donde se le cambiaron de nuevo las llantas (algo que le afectaría al final de la carrera) porque una de ellas se la habían colocado mal apretada.



“Después del primer cambio de llantas noté un cambio de sonido en el motor y una vibración muy fuerte, lo comuniqué a mi ingeniero y decidimos seguir en la pista, ya que mi velocidad no estaba siendo afectada; después de varias vueltas empezó a empeorar hasta que sentí que una llanta se iba a salir y decidí pararme; efectivamente, la trasera izquierda estaba mal apretada y a punto de salirse. Perdimos una vuelta y la logré recuperar, teníamos un muy buen ritmo”

Con la salida de una nueva bandera amarilla, el piloto de OtterBox / NET10 Wireless / Toyota Racing recuperaba la vuelta perdida y, con un gran trabajo y concentración, lograba meterse de lleno en el top-10, pensando ya en pelear la victoria. A trece vueltas de la conclusión, una nueva bandera amarilla aparecía y Germán Quiroga no entraba a pits como sus rivales, pues había consumido un juego extra de llantas al principio de la carrera. Germán tomada el liderato, que mantuvo durante 12 vueltas.


Con llantas usadas, Germán Quiroga contuvo a sus rivales de forma admirable, pero no pudo resistir mucho tiempo el empuje de Kyle Busch, que ayudado por Timothy Peters, lo sobrepasaba y lo mandaba a una lucha con éste, que se hizo respetar con Quiroga a las duras, jugando sucio con el piloto mexicano, que veía asombrado cómo tenía al enemigo en casa y lo mandaba contra el muro en la última vuelta.



“Decidí arrancar por dentro para que mi compañero de equipo me ayudara, pero no conté con que él iba a ayudar a Kyle Busch y me iba a dejar solo; Kyle me pasó y peleé el lugar con mi compañero, lado a lado por vuelta y media, hasta que decidió quitarme el aire a la mitad de la curva 1 y perdí la camioneta; yo venía en el límite, con llantas viejas, y no imaginé que Peters iba a hacer esa maniobra al ser del mismo equipo”

“Peters mostró que es mayor su ego que su inteligencia y frustró un gran 2-3 para el equipo”

Ya únicamente restan dos carreras en la temporada y Germán Quiroga agradece a aficionados y patrocinadores el apoyo mostrado, emplazándolos para estas últimas citas de 2014.



“Es una lástima estar tan cerca y tan lejos en tantas ocasiones, pero no nos damos por vencidos vamos a seguir luchando. Estar ahí y seguir positivo es gracias a su apoyo, vamos a darlo todo en estas siguientes dos carreras, no queda más que seguir intentando. Gracias a OtterBox y a NET10 Wireless por hacer esto posible y poderles llevar un poco de emoción”

La siguiente cita para Germán Quiroga en la serie de camionetas será la Lucas Oil 150, que se disputará el próximo 7 de noviembre en el óvalo de una milla Phoenix International Raceway, donde el piloto de OtterBox / NET10 Wireless / Toyota Racing buscará demostrar a aficionados y patrocinadores que puede conseguir cualquier meta que se proponga en NASCAR.



Si te gustó esto ¿nos regalas un "me gusta"?

Etiquetas: , ,











 
Copyright © 2009-2016 . Oval Zone ® . Todos los derechos reservados.